Tecnología

¿Qué es un RAID? ¿Qué tipos de RAID existen?

octubre 3, 2019

¿Qué es un RAID? ¿Qué tipos de RAID existen?

This post is also available in : Inglés

Qué es un RAID y qué tipos de RAID existen

¿Quieres disipar esa terrible duda que atormenta tu mente y te obliga a descifrar qué es un RAID? Lo primero que debes saber es que, si de informática hablamos, no tiene nada que ver con insecticidas ni con mosquitos, a menos que estos utilicen discos duros.

Porque sí, efectivamente, el término RAID tiene mucho que ver con esos componentes de nuestros ordenadores que nos permiten almacenar información y conseguir, ni más ni menos, que nuestros equipos funcionen como es debido. Y es que, ¿qué haríamos sin discos duros? Pues malvivir, nada más.

En este artículo vamos a conocer qué es un RAID y algunos de los tipos de RAID que existen. Casi nada. Vamos allá.

¿Qué es un RAID?

Como puedes suponer -por eso de las mayúsculas- RAID es un acrónimo, que responde a la expresión inglesa “Redundant Array of Independent Disks”, o lo que es lo mismo, “Conjunto Redundante de Discos Independientes”.

RAID hace referencia a un tipo de configuración que utiliza múltiples discos duros que trabajan de forma coordinada con el objetivo de conseguir diversos beneficios relacionados con factores clave, como el volumen de almacenamiento o la disponibilidad de los datos.

El ámbito en el que más suelen utilizarse las configuraciones RAID es el empresarial, o el de aquellas entidades que necesitan almacenar una gran cantidad de datos y tener una alta disponibilidad de los mismos, a salvo de errores o pérdidas. Así que sería extraño que tu abuela Paca hubiera montada una configuración RAID en el ordenador que tiene en el pueblo (aunque cosas más raras se han visto).

Algunos beneficios de la configuración en RAID

Como decíamos, la configuración en RAID suele buscar diversos efectos.

Por un lado, la utilización de varios discos duros, como es natural, permite un incremento en el volumen de datos que somos capaces de almacenar.

Por otro lado -y este es uno de los beneficios más frecuentemente buscados- la utilización de diversos discos facilita la conservación de datos y la tolerancia a fallos, a través de su duplicación. Por ejemplo, es muy habitual utilizar la configuración RAID en servidores, con el objeto de mantener la disponibilidad del servicio incluso aunque uno de los discos duros se averiara.

Pero no solo eso. También podemos utilizar la configuración RAID para obtener otras ventajas, como un incremento en la velocidad de los discos duros.

Algo que debemos tener en cuenta es que no existe un solo tipo de configuración RAID, sino varias, y que en función de la elegida obtendremos unos u otros beneficios. Veamos algunos ejemplos.

Algunos tipos de RAID

Como decíamos, los beneficios que ofrecen las configuraciones RAID tienen mucho que ver con el tipo de configuración concreta que utilicemos. Estas son algunas de las clases de RAID más habituales.

RAID 0: La clase 0, también llamada striping, se diferencia de otras en que no busca la redundancia de datos, sino que se encarga de distribuir la información entre diferentes discos duros.

Así, este tipo de configuración lo que busca es conseguir un incremento en la velocidad. Con este tipo de configuración no estaremos conservando una copia extra de nuestros datos, lo que habrá que tener en cuenta a la hora de afrontar fallos o averías, que podrían producir la pérdida parcial o total de la información. Se trata de una configuración que se suele utilizar en actividades que demanden una gran tasa de transferencia de ancho de banda, como la edición de vídeo, y en las que la integridad de los datos no sea lo más importante.

RAID 1: Conocida como “mirroring” lo que busca es, precisamente, convertir un disco duro en el “espejo” o copia de otro.

Se trata de la configuración clásica cuando lo que pretendemos es evitar la pérdida de nuestros datos. La duplicación de información que ofrece el mirroring busca mantener la integridad de los datos y garantizar el servicio en los casos en los que uno de los dos discos duros pueda fallar.

Por sus características, es muy utilizada en ámbitos que demanden seguridad y disponibilidad de los datos, como la actividad empresarial.

RAID 5: Es conocida por un término algo más complejo que los anteriores: distribuida por paridad. En este tipo de configuración la información se divide en bloques que se distribuyen por los distintos discos duros. Al tiempo, se crea un “bloque de paridad” que nos permitiría reconstruir la información en el caso de que uno de los discos duros se averiase.

Por sus características, se trata de una configuración muy utilizada en diferentes tipos de servidores.

RAID 0+1: Su nombre lo dice todo; se trata de una opción que combina la configuración RAID 0 con la RAID 1. Así, se forman 2 pares de discos duros en los que la información se divide (RAID 0) y al mismo tiempo se duplica (RAID 1), por lo que se obtienen los dos beneficios de estos tipos de configuraciones (mayor velocidad y duplicación de los datos).

RAID 10: También conocida como RAID 1+0, en este caso lo que hacemos es un espejo para cada disco que esté funcionando en stripping. Se utiliza mucho en servidores de bases de datos y es uno de los tipos de configuración más utilizados, al considerarse que su tolerancia a fallos es mayor que la del RAID 0+1.

Ahora bien, estas no son las únicas opciones de configuración en RAID. De hecho, se considera que existen al menos 10 configuraciones diferentes en RAID. De lo que se trata es de pensar muy bien cuál es el tipo de configuración que mejor se adaptará a tus necesidades y tener en cuenta cuáles son los medios de los que dispondrás.

Y ahora, un poco de monitorización

Y ahora que ya conocemos qué es un RAID y algunos de los diferentes tipos de RAID, ¿qué tal si dedicas unos minutos a conocer Pandora FMS?

Pandora FMS es un software de monitorización flexible, capaz de monitorizar dispositivos, infraestructuras, aplicaciones, servicios y procesos de negocio.

¿Quieres conocer mucho mejor todo lo que Pandora FMS puede ofrecerte? Entra aquí.

O también puedes enviar cualquier consulta que tengas acerca de Pandora FMS. Hazlo de una manera muy sencilla, gracias al formulario de contacto que se encuentra aquí.

¡El equipo de Pandora FMS estará encantado de atenderte!


Written by:



Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.