Comunidad Geek Tecnología

La Ley de Moore; el reloj que marca el ritmo de la informática

junio 21, 2018

La Ley de Moore; el reloj que marca el ritmo de la informática

This post is also available in : Inglés

La Ley de Moore; qué es y cómo marca el ritmo de la informática

Cuando, en 1965, Gordon E. Moore escribió el artículo que originaría la Ley de Moore, probablemente no podría imaginar ni sus repercusiones, ni que estaba estableciendo uno de los parámetros más reconocidos y citados en la historia de la tecnología.

En aquella época, el joven Moore era director de los laboratorios de Fairchild Semiconductor, y aún faltaban 3 años para que fundara Intel junto con su compañero Robert Noyce. Con el sector de la microlectrónica aún en pañales, muchos dudaban de la capacidad y las aplicaciones de negocio del sector. Sin embargo, Moore fue capaz de detectar una tendencia que anunciaba un futuro prometedor para la industria, y entusiasmado por sus posibilidades la pasó a plasmar en su artículo.

¿Qué es la Ley de Moore?

La formulación de la Ley de Moore es muy sencilla: el número de transistores que contiene un microprocesador se duplica cada aproximadamente 2 años.

Aunque originariamente Moore establecía la duplicación en un periodo anual, diez años después reformuló su predicción ampliándola hasta el periodo que consideró más ajustado a la realidad.

Pero, ¿por qué motivo una predicción de carácter técnico y que realmente no es una ley física sino una observación basada en la experiencia ha alcanzado tal notoriedad?

Probablemente podamos explicar dicho fenómeno en base a dos constataciones:

  1. La Ley de Moore se ha mostrado sorprendentemente efectiva, de tal forma que, hasta el día de hoy, se ha venido cumpliendo de forma bastante rigurosa, hasta el punto de que ha ido marcando el calendario de las principales fabricantes de microprocesadores del mundo (incluida la propia Intel).
  2. La Ley de Moore tiene la cualidad de explicar de forma sencilla el poder de la informática. Si la reducimos a una formulación tal vez imprecisa pero fácil de entender por el gran público, podemos decir que la Ley de Moore predice que la potencia y la velocidad de los ordenadores se duplica cada 24 meses. Y eso tiene enormes implicaciones.

¿Qué implica la Ley de Moore?

Como consecuencia de la Ley de Moore, se han hecho un enorme número de predicciones que, tomadas de su mano, han intentado durante años augurar el futuro de la informática.

Por ejemplo, una predicción comercial enfoca la Ley de Moore afirmando que, dado que las prestaciones de los microprocesadores se duplican cada dos años, su precio se reduce en la misma proporción.

Otras van más allá y vinculan la Ley de Moore con el desarrollo de la Inteligencia Artificial. Así, y estimando la continuidad de dicha Ley y la potencia de cálculo de la que se considera dispone un cerebro humano, predicciones como la formulada por la Ley de Rendimientos Ccelerados de Ray Kurzweil estiman que la paridad entre la velocidad de procesamiento de los ordenadores y la del cerebro humano se alcanzará alrededor de 2019.

¿Durante cuánto tiempo se seguirá cumpliendo la Ley de Moore?

Se trata de una cuestión que ha sido objeto de un fuerte debate durante los últimos años. Dado que se trata de una observación empírica y no de una ley física, no existe garantía alguna que nos permita sostener que la Ley de Moore se seguirá cumpliendo de una forma permanente.

El propio Gordon Moore ya anunció su final en 2007, afirmando que no se prolongaría más allá de otros 10 o 15 años, lo que situaría su término en fechas muy cercanas. De hecho, algunas voces afirman que ya se está incumpliendo en la actualidad, a raíz de ciertos retrasos en la industria que se han dado en fechas recientes.

Y es que las propias leyes de la física ponen las cosas cada vez más difíciles a los ingenieros que se encargan de hacer que la Ley se siga cumpliendo. Así, los límites físicos en lo que a manipulación de materia se refiere cada vez se acercan más (ya se manejan dimensiones en el entorno de los 10 nanómetros) y ofrecen dificultades cada vez mayores en cuestiones relativas al recalentamiento de los materiales, lo que supone desafíos que la propia industria tiene dificultades para superar.

¿Cómo seguir manteniendo viva la Ley de Moore?

Como ya hemos dicho, no se trata de que la Ley de Moore sea un principio de la física que debamos cumplir a rajatabla, pero sí se ha convertido en una referencia que la industria de los microprocesadores pretende cumplir porque, de su mano, múltiples tecnologías están involucradas.

Así, la tecnología móvil, la Inteligencia Artificial, vehículos autónomos y cualquier otra tecnología que involucre a la informática esperan, como agua de mayo, que la Ley de Moore se siga cumpliendo.

Para conseguirlo, múltiples ideas se han desarrollado durante los últimos años. Desde los chips neuromórficos, tridimensionales y que se inspiran en la estructura del cerebro humano, hasta los prometedores ordenadores cuánticos, de enorme complejidad pero que prometen aumentar exponencialmente la potencia de los ordenadores en un futuro no demasiado lejano, sin olvidarnos de propuestas para utilizar en la fabricación de microprocesadores nuevos materiales con propiedades “superiores” a las del silicio, como los nanotubos de carbono o el grafeno.

Sin lugar a dudas, la Ley de Moore ha servido durante décadas como un incentivo y un faro en el que muchos ingenieros se han fijado, y ha servido para impulsar la industria con una energía que pocos eran capaces de prever en el ya lejano 1965.

Y ahora que ya conocemos un poco mejor qué es la Ley de Moore, ¿por qué no dedicas unos instantes a conocer Pandora FMS?

Pandora FMS es un sistema de monitorización flexible, capaz de monitorizar dispositivos, infraestructuras, aplicaciones, servicios y procesos de negocio.

¿Aún no sabes qué es la monitorización de sistemas informáticos? Por suerte, estás en el lugar indicado para conocer más. En este blog existen decenas de artículos que pueden introducirte en este apasionante mundo. Aquí tienes un link a nuestra página de inicio: https://blog.pandorafms.org/es/

O también puedes conocer directamente Pandora FMS. Entra aquí: https://pandorafms.com/es/

Incluso puedes enviar cualquier consulta que tengas acerca de Pandora FMS. Hazlo de una manera muy sencilla, gracias al formulario de contacto que se encuentra en la siguiente dirección: https://pandorafms.com/es/empresa/contacto/

¡El equipo de Pandora FMS estará encantado de atenderte!


Written by:



4 comments
  1. Avatar

    Jimmy Olano

    Lo del tamaño (10 nanómetros) es una limitación porque las leyes físicas se comportan diferentes a escalas cuánticas, además la velocidad (el número de ciclos de reloj) también es otra limitación PERO en el sentido del consumo de energía. Debido a esto último justo ahora no se busca más ciclos de reloj sino aumentar el número de núcleos para distribuir nuestras tareas de software en hilos múltiples. Volviendo al tema del tamaño ese es otro campo a donde se avizora el futuro: la computación cuántica.

    • Avatar

      maria

      ¡Gracias Jimmy por tu aportación! Un saludo,

  2. La revolución del reskilling – El Mundo del Educación – El BLOGcadillo de Mortadelo

    […] La Ley de Moore; qué es y cómo marca el ritmo de la informática […]

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.